Criaderas y Soleras | La Manzanilla de Cádiz

Criaderas y Soleras

En casi todas las regiones vinícolas del mundo, el envejecimiento se realiza manteniendo el vino en las mismas vasijas de una manera estática durante todo el proceso. En el marco del Jerez durante el envejecimiento el vino se va trasvasando varias veces de una bota a otra siguiendo el sistema de criaderas y soleras, que consiste en disponer filas ordenadas o escalas de botas que contienen el mismo vino con la misma vejez. La escala de mayor vejez es de la que se saca el vino para el mercado, y es la que está mas cerca del suelo por ello se denomina solera.

Cuando se extrae un volumen de la solera, operación denominada "saca", se deja un vacio en la bota correspondiente que es rellenado con igual cantidad de vino de la escala que le sigue en vejez, que recibe el nombre de 1ª criadera. A su vez esta se rellena con la siguiente en orden descendente, 2ª criadera, y asi sucesivamente hasta la última criadera del sistema, que se repone con el mosto sobre tablas. Denominandose a la operación de rellenar con cada escala "rocio" y a la operación conjunta "saca y rocio". Así se consiguen:

  • Homogeneizar los diferentes tipos de vinos.
  • Una ligera aireación del vino, que se oxigena y ayuda a reactivar las levaduras.
  • Se mantienen las caracteristicas del vino de la solera eliminando las posibles oscilaciones que tienen lugar entre las diferentes cosechas.

Queda presentada asi la denominación de origen "Jerez - Xeres - Sherry y Manzanilla de Sanlucar de Barrameda".

 

 
 
powered by ideamano | online marketing